merida@pp.es | +34 924 33 05 32

merida@pp.es | +34 924 33 05 32

El PP registra una propuesta con el fin de instar al Gobierno de España a que instale un sistema antiniebla adecuado en el aeropuerto de Badajoz

El portavoz del Grupo Parlamentario Popular, José Ángel Sánchez Juliá, ha anunciado que su grupo ha presentado una propuesta de pronunciamiento en la Asamblea de Extremadura con el fin de instar al Gobierno de España a instalar un mejor sistema antiniebla en el único aeropuerto de Extremadura, el de Badajoz

“El sistema que necesitaría sería el ILS tipo II/III. Con él los aviones podrían despegar y aterrizar incluso en situaciones meteorológicas adversas de visibilidad casi nula, como las provocadas por los bancos de niebla”.

Una solución con la que disponen aeropuertos como el de Valladolid, Zaragoza, Gerona, Asturias o Vigo además de los de mayor tráfico como Madrid, Barcelona o Palma. “Los extremeños no podemos ser pobre para pedir, si otros aeropuertos de España lo tienen aquí también se deben hacer esas inversiones”.

No hay derecho que Extremadura siga tan maltratada en materia de transporte. Ni tren, ni autovías entre las dos capitales de provincia, ni con el levante, y ahora tampoco transporte aéreo, apostillaba Sánchez Juliá.

El portavoz recordaba que en los últimos días se han dado más de 10 cancelaciones por niebla y en lo que va de 2023 se han producido, por el mismo motivo, incidencias en 38 operaciones comerciales en el aeropuerto de Badajoz.

En 2019 FACUA reclamó a AENA la implantación de un sistema ILS tipo III que permitiese a los aviones aterrizar y despegar aun cuando existan situaciones meteorológicas adversas con bancos de niebla. AENA no contestó hasta 2021 cuando aseguraba que “una base militar abierta al tráfico civil, siendo la titularidad de la misma y sus instalaciones del Ministerio de Defensa”, y que por tal motivo no podía atender la petición al carecer de competencias para ello.

Como suele ocurrir con nuestra región, desde el Gobierno de España se tiran la pelota unos a otros y aquí seguimos sin soluciones. “Si el retraso de 50 minutos del ministro de Transportes, Óscar Puente, sirve para que se dé cuenta de la realidad que sufre Extremadura, bienvenido sea ese retraso”.