Monago señala que el precio de esta legislatura lo pagaremos después de las elecciones

  • Afirma que en Vara deja Extremadura aún peor que en 2011
  • Señala que el déficit se ha cumplido a costa de colocar la obra pública a niveles “irrisorios”
  • Defiende que “no podemos bajar la guardia” con el tren hasta que los extremeños puedan usarlo

Mérida, 02 de abril de 2019.- El presidente y candidato del PP a la Junta de Extremadura, José Antonio Monago, ha señalado que el precio de esta legislatura lo pagaremos los extremeños después de las elecciones, porque Fernández Vara deja una región “al borde de la ruina”, y en una situación aún peor a la que se encontró el PP al llegar al gobierno en 2011.

En rueda de prensa y en respuesta a preguntas de los medios de comunicación acerca de su valoración de los datos de paro correspondientes al mes de marzo, Monago ha comentado que “terminó la legislatura y se ha caído el sombrajo”.

“En conjunto es una mala legislatura”, ha comentado y ha detallado que en estos cuatro años se ha “precarizado el empleo” y se ha “expulsado a miles de extremeños, jóvenes y no tan jóvenes”, mientras se “maquillan las cifras” con contratos públicos “de última hora”, que terminarán después de la cita electoral.

En esta línea, ha lamentado que “mientras esta es la realidad”, Fernández Vara “aumenta las subvenciones de las centrales sindicales”, UGT y CCOO. “Más paro, más precariedad y más pobreza, pero más dinero para los sindicatos de clase, y así no hay protestas”, ha puntualizado.

“Después de las elecciones nos espera el nuevo amanecer de los problemas, que estarán agravados”, ha vaticinado y ha agregado que es “muy triste” que alguien esté “satisfecho” porque de las listas del paro desaparece gente que cobra apenas 400 euros de ayuda social. “Gracias a Dios que termina ya la legislatura”, ha apostillado.

DÉFICIT

Preguntado también sobre el cumplimiento del déficit, Monago ha recordado que cuando su gobierno lo cumplió, registrando el déficit más bajo de todo el país en dos años consecutivos, el PSOE criticaba ese cumplimiento y le llamaba “alumno aventajado de Montoro”.

En todo caso, ha señalado que el déficit se ha cumplido ahora a costa de colocar la obra pública a niveles “irrisorios”. “De cada 100 euros presupuestados apenas se han gastado 26 euros” en obra pública, ha detallado y ha comentado que en toda la legislatura “no se ha hecho ninguna obra de calado”.

“Si esto fuera un electrocardiograma, el de Extremadura estaría casi plano”, porque la región “no tiene pulso” y la alternativa que ofrece el PSOE es “aún peor”, porque consiste en “cerrar sectores de actividad, como la central nuclear, que quieren cambiar por unos paneles solares con ovejas debajo”, ha defendido y ha apuntado que los socialistas “lo que tocan lo estropean”.

TREN

Finalmente, preguntado por el anuncio de ADIF de que construirá cuatro subestaciones para el tramo Mérida-Puertollano, Monago ha afirmado que en el tema del tren “me pongo del lado de los extremeños” y “cuando lo vea circulando, toco las palmas”.

“Se ha hecho mucho, sí; se ha licitado mucho, sí; se están haciendo pruebas, se ha invertido muchísimo dinero en los seis años de gobierno del PP, sí; pero yo solo estaré satisfecho cuando la gente se monte en el tren y llegue a Madrid “en tiempo y forma”.

“Este está durando más que el parto de la burra”, ha ironizado y ha defendido que, con independencia de que gobierne el PP o el PSOE en Madrid, los extremeños “no podemos bajar la guardia”, porque “si no, se llevan nuestras inversiones a otro sitio”.