El PP lamenta que la Sanidad de Vara consista en 52 llamadas para obtener otra cita telefónica dentro de un mes

  • Exige a Vara que acabe de una vez por todas con el operativo telefónico y se vuelva a la atención presencial

  • Subraya que es “inaceptable” que los pacientes inviertan una hora para obtener cita, sin que un médico les atienda

  • Recuerda que una vecina de Aceuchal falleció por Covid sin haber sido atendida nunca de forma presencial

Mérida. 09, diciembre, 2020.- El Partido Popular de Extremadura ha denunciado que la atención sanitaria “real” que ofrece el gobierno de Fernández Vara a los extremeños consiste en que estos tengan que realizar hasta 52 llamadas telefónicas para que la respuesta de los servicios de atención primaria del SES sea que podrán obtener una cita, eso sí, no presencial, sino también telefónica, en el plazo aproximado de un mes.

Mediante este comunicado, el PP se hace eco de la impotencia que tienen que sufrir cada día muchos pacientes en todas las áreas de salud de Extremadura. Concretamente hoy, los ‘populares’ han tenido conocimiento del caso de un vecino de Mérida que se ha puesto en contacto con su centro de atención primaria de referencia –el Centro de Salud Mérida norte- tras realizar un total de 52 llamadas e invertir una hora y ocho minutos para ser atendido.

Para el PP, es inaceptable que, tras esperar una hora al teléfono, la respuesta del SES a un paciente, sin conocer cuál es su estado real de salud y sin contar con ninguna evidencia científica para evaluar su caso, sea que le darán cita para el día 5 de enero, y será una cita telemática. Para el PP, resulta lógico que, cualquier dolencia, sea cual sea, no estará en el mismo estado después de un mes, y se corre un riesgo inasumible de cronificar o agravar muchas enfermedades que podrían haber sido tratadas a tiempo.

Asimismo, el PP quiere hacer constar su rechazo a que la única alternativa que se les dé por parte de la Junta a las personas que llaman para obtener sea que si se encuentran mal, acudan a urgencias, como ha sido el caso. Para los ‘populares’ esta fatídica realidad que tienen que vivir cada día los extremeños constata no solo que la atención primaria ha muerto, también revela que la atención telefónica es inservible en tiempo real, porque los médicos no pueden atender al paciente, pero por otro lado se corre el riesgo de saturar las urgencias aún más.

El PP de Extremadura ha exigido a la Junta que acabe de una vez por todas con este operativo telefónico que no es más que un gran recorte de derechos, con el que Vara y Vergeles han querido sustituir la sanidad presencial que merecen los extremeños y que pagan con sus impuestos. Los ‘populares’ han recordado que, recientemente, una mujer de 48 años falleció por Covid en Aceuchal, y que sólo fue atendida por teléfono; lamentablemente este caso puede repetirse si no se da marcha atrás de inmediato en las políticas sanitarias socialistas.