El PP preguntará a la Junta por su responsabilidad en la repetición de oposiciones

  • Considera que la consejera de Educación “tendría que haber dimitido por vergüenza” y reclama su cese

  • Critica irregularidades en el servicio de transporte escolar y vuelve a exigir la publicación del decreto de currículo

  • Lamenta que Vara haga “méritos” ante Sánchez con nuevos “recortes” en la educación concertada

Mérida, 17 de julio de 2018.- La portavoz de Educación del Grupo Parlamentario Popular en la Asamblea de Extremadura, Pilar Pérez, ha anunciado que preguntará a la consejera de Educación de la Junta, Esther Gutiérrez, por su responsabilidad en la repetición de oposiciones de docentes de Secundaria y de Formación Profesional en la región, durante la última sesión plenaria del presente curso político, prevista para el próximo día 25.

Para la diputada del GPP, la repetición de pruebas de oposiciones representa un nuevo episodio “nefasto” en la trayectoria de “malas decisiones” que lleva a sus espaldas la Consejería de Educación a lo largo de toda una legislatura “plagada de improvisaciones, de errores y de sentencias judiciales contrarias a la Junta”, por las que “nadie asume responsabilidades políticas”.

“Cuando creíamos que el nivel máximo del despropósito se había alcanzado con la repetición de la EBAU”, ahora “tenemos la continuación de ese despropósito” con “nuevas repeticiones de pruebas” que en este caso afectan a unas 150 personas, ha valorado Pérez, quien ha considerado que la consejera “debería haber dimitido ya por vergüenza”.

En una rueda de prensa en Mérida, Pérez ha lamentado que, hasta la fecha, pese a la “gravedad del asunto”, por parte de la consejería de Educación “no se ha dado ninguna explicación satisfactoria” ante la repetición de las oposiciones. “No pueden mirar a otro lado ni tampoco pueden echarles la culpa a los tribunales”, que están conformados por docentes “que solo están haciendo su trabajo”, ha defendido.

Pilar Pérez ha asegurado que la “culpa” de lo que ha sucedido es de la Consejería de Educación, que es la que tiene las competencias y también la obligación de velar por los derechos de los opositores. “La consejería no ha establecido unas directrices claras ni ha garantizado el rigor de los procesos y la prueba está en que los exámenes tienen que repetirse en ambas provincias”, ha argumentado y ha recordado que los afectados irán a los tribunales “para defenderse ya que la consejería no lo hace”.

“IRREGULARIDADES” EN EL TRANSPORTE ESCOLAR

Por otro lado, la diputada del GPP se ha referido a la reciente sentencia del TSJEx, a través de la que se anula la adjudicación de una ruta de transporte escolar por parte de la Junta de Extremadura a una empresa que “no cumplía con la obligación de portar cinturones de seguridad”.

Al respecto, Pérez ha señalado que la gestión del transporte escolar en la región ha sido un tema “recurrente” en toda legislatura porque los “problemas” han sido “constantes”. Sobre este asunto ha recordado que la semana pasada, en la comisión parlamentaria de Educación, el secretario general, Rafael Rodríguez de la Cruz, se limitó a “sacar pecho” por una gestión que está siendo “nefasta”.

Como ejemplo, ha hecho referencia a la situación del transporte escolar en la comarca de Campo Arañuelo, donde en 20 rutas de transporte gestionadas por dos empresas, en los últimos dos años se han registrado más de 400 denuncias por diversas “irregularidades” y “sin que nadie dé explicaciones y mucho menos asuma responsabilidades”, ha dicho.

Asimismo, ha calificado como “muy grave” que la consejería haya decidido prorrogar el acuerdo marco del transporte escolar durante dos años más y que dicha prórroga aparezca firmada por la directora del Ente Público Extremeño de Servicios Educativos Complementarios (EPESEC), cuyo nombramiento fue recientemente anulado por la justicia.

EDUCACIÓN CONCERTADA Y RELIGIÓN CATÓLICA

Por último, la portavoz de Educación del GPP se ha referido también al “cóctel Vara-Sánchez” como una combinación que “no va a traer nada bueno a Extremadura ni a la comunidad educativa extremeña”, en referencia a la “persecución” que tanto el gobierno regional como nacional ejercen tanto sobre la religión católica como sobre la educación concertada”.

Al respecto, ha indicado que el presidente de la Junta, Guillermo Fernández Vara, está “haciendo méritos” ante Sánchez al continuar con los recortes que afectan a estas dos cuestiones.

En el caso concreto de la religión católica, Pérez ha considerado “lamentable” la gestión de la Junta, que ha obligado a los profesores a “defenderse en los tribunales para luchar contra una persecución ideológica”. “Ahora intentan maquillar el problema generado con titulares que solo confirman que sigue existiendo esa persecución”, ha añadido.

Al mismo tiempo, ha vuelto a exigir al Ejecutivo extremeño que publique ya el decreto de currículo porque “los alumnos han tenido que matricularse en base a un decreto que no está publicado”, lo que “genera una absoluta inseguridad jurídica”.

Finalmente, en relación a la educación concertada, ha dicho que los “recortes” que se llevan produciendo toda la legislatura “continuarán en el curso que viene”, con la “desaparición” de “varias unidades” que afectarán especialmente a la provincia de Cáceres y que implicarán despidos de profesores y, además, una vulneración del derecho de los padres a elegir libremente el modelo educativo que quieren para sus hijos”.