El PP denuncia el uso “partidista y torticero” que hace Vergeles de la sentencia sobre la obra del nuevo Hospital de Cáceres

Mérida, 2 de agosto de 2017. El Grupo Parlamentario Popular (GPP) ha denunciado el uso “partidista y torticero” que ha hecho el consejero de Sanidad de la Junta, José María Vergeles, sobre la sentencia del TSJEX que confirma la anulabilidad de la resolución del contrato de la obra de construcción del nuevo Hospital de Cáceres. Para los ‘populares’, tras las declaraciones de esta mañana, el consejero demuestra que está ocupado en hacer políticas de oposición al gobierno del presidente Monago antes que de resolver los problemas reales de la sanidad extremeña.

El portavoz de Sanidad del Grupo Parlamentario Popular (GPP), José María Saponi, ha afirmado que Vergeles ha comparecido hoy en sede de gobierno para manifestar una serie de opiniones personales que “nada tienen que ver con la literalidad de la sentencia”. Saponi ha subrayado que el consejero ha olvidado que el gobierno del Partido Popular se encontró con la “pésima gestión” que hizo el anterior gobierno de Vara, del que él mismo era miembro como director general de Gestión del Conocimiento y Calidad Sanitarias.

El PP ha aseverado que es absolutamemte falso que responsables del SES del gobierno regional en la anterior legislatura provocaran retraso alguno en las obras citadas, ya que estos se venían arrastrando desde el gobierno socialista anterior. La gestión del gobierno de Monago sobre el nuevo Hospital de Cáceres se basó en el cumplimiento escrupuloso de las prescripciones técnicas que contenía el contrato formalizado por el gobierno socialista y la UTE encargada de las obras.

Saponi ha puntualizado que el Partido Popular, en su acción de gobierno, tomó las decisiones pertinentes siguiendo indicaciones técnicas avaladas por los correspondientes informes jurídicos, al contrario de las acciones de la Consejería de Sanidad y Políticas Sociales a cargo del Ejecutivo socialista, que sólo fundamenta sus decisiones en el interés partidista y personal, “haciendo gala de la peor demagogia” y “sin interés real por solucionar los problemas” de los ciudadanos.

Asimismo, el Grupo Popular ha recomendado a Vergeles que empiece por pedir responsabilidades a su presidente, pues, de forma partidista e interesada, obvia lo que recoge la sentencia de instancia, ratificada por el TSJEX, en su Fundamento de Derecho Tercero. En la misma, se pone de manifiesto que “consta en Informe del Tribunal de Cuentas de Fiscalización de los ejercicios 2010 y 2011”, en relación a la obra del Nuevo Hospital de Cáceres, donde se hicieron modificados al primer proyecto, y ni si quiera la Intervención de la Junta de Extremadura tuvo conocimiento.

Estas modificaciones eran de escasa motivación y no respondieron a necesidades nuevas, sino a deficiencias en el proyecto primitivo y que, por tanto, no eran justificadas las modificaciones introducidas y aprobadas pr al Administración del SES del gobierno de Fernández Vara.

Por último, José María Saponi ha pedido seriedad al consejero Vergeles y que se comprometa políticamente y garantice a los extremeños que va a construir la segunda fase del hospital de Cáceres, del que hay “un silencio ensordecedor”, un proyecto que va a seguir retrasando porque no le interesa. La primera fase debería estar concluida en 2018 y, mientras tanto, el consejero “está sistemáticamente en la soflama ideológica” y muy poco en la gestión de la Sanidad, que es su obligación.

By | 2017-08-02T19:33:22+00:00 Agosto 2nd, 2017|Tags: , |0 Comments

Leave A Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies